1945. La prensa española y la segunda guerra mundial

Al comenzar la SGM la situación era radicalmente distinta al de otro periodo histórico. España nunca ha sufrido una dictadura tan absoluta en materia de prensa, publicaciones y costumbres desde las épocas de Fernando VII. Aunque el régimen polaco era muy semejante al español (una dictadura militar muy católica, fervientemente anticomunista) la lealtad hacia Alemania y la antipatía por Francia dominaban el común de la España Vencedora, pese a que algunas de sus élites tenían muy en mente la decisiva ayuda inglesa en el triunfo de la “Cruzada” (Vidal Guardiola, Sainz Rodríguez[1]; se puede añadir al duque de Alba[2], pronto a Beigbeder[3]). El rápido triunfo sobre Polonia y la entrada de Italia en guerra cambia rápidamente los titubeos franquistas, y como ha revelado recientemente Ros Agudo en “La guerra secreta de Franco[4] por lo menos desde el 31 de octubre se planifica una entrada en guerra junto con sus “aliados naturales”, con un vasto (e imposible) programa de rearme[5] y proyectos para atacar a Francia en Marruecos y emprender una guerra ofensiva en el mediterráneo, manteniendo Canarias y los Pirineos bien defendidos mientras se cierra el estrecho y se asedia Gibraltar.El panorama de la edición de libros y de periódicos de entonces tampoco tiene ya mucho que ver con el de 1914-18, cuando las embajadas extranjeras (y sobre todo la alemana) repartían con generosidad “subvenciones” a periódicos y periodistas afines. La censura previa controla hasta la última coma de lo que se publica, la penuria de papel, que se administra por cupos directamente por el gobierno, premia o condena a toda publicación “disidente”, y en cada provincia la Falange, las diputaciones, gobiernos civiles, etc.,  poseen al menos un periódico[6]. Además, están los que son propiedad de la Iglesia, o que se someten voluntariamente a su censura, además de la civil. En todos los periódicos, incluidos los de la Iglesia, la designación de los directores la hace el ministerio de la Gobernación (interior). Aunque los vencedores no forman una unidad tan homogénea como quieren mostrar, realmente hay que atender a señales muy tenues para distinguir entre un periódico privado monárquico, otro entusiastamente falangista, o uno católico. Además del control de la censura gubernamental (obligatoria) y la eclesiástica (voluntaria) y del control que imponen los directores, están las “consignas”, que marcan por anticipado qué temas son importantes, cuales no, y los que están prohibidos. Eso no significa que no haya personalidades leales al régimen como las anteriormente citadas (incluyendo el primer ministro de exteriores, Beigbeder, o el embajador en Londres, duque de Alba) que se permitan ser aliadófilos, pero su número cae en picado tras el armisticio francés. Hasta bien entrado 1942 será difícil encontrar por lo menos cierta apariencia de neutralidad entre la prensa española (por ejemplo, el elitista semanario de economía y política internacional Mundo) e incluso en 1945 resulta difícil encontrar artículos de opinión abiertamente aliadófilos aun en la prensa católica[7], y eso que Pío XII ha denunciado ya abiertamente al nazismo[8].

En un país en el que la tirada y calidad técnica de la prensa (siempre debidos a cortes eléctricos, según se ven obligados a disculparse… pese a recibir airadas protestas por parte de las compañías suministradoras[9]) están bajo mínimos destaca la impecable factura de Signal[10] o Der Adler, en perfecto castellano y con fotos a color. Y es que el rey en la sombra de la prensa española de entonces es Josef Hans Lazar[11], y que reparte con generosidad fondos entre publicaciones, directores y periodistas afines, al margen de la publicación de todo tipo de folletos y hojas sueltas, distribuidas incluso por los párrocos entre sus feligreses[12].

1 de enero de 1945. Alemania aún puede remontar el partido

La ofensiva de las Ardenas fue recibida con entusiasmo por buena parte de la prensa española. El Discurso de año nuevo de 1945 de Hitler fue reproducido íntegramente en la toda la prensa consultada (cuatro periódicos madrileños, tres de provincias, y un semanario)[13]. Un buen ejemplo de la prensa falangista regional lo tenemos en la portada de Proa del 4 de enero de 1945: destacado en el centro, “Fuerzas alemanas cruzaron el Blies por varios puntos”. Abajo a la izquierda, “Sensación de crisis en las relaciones anglonorteamericanas”, abajo centro, “Roosevelt reconoce existen diferencias entre los aliados”. Se reservan para la contraportada noticias menos halagüeñas para el Eje, aun así presentadas de forma favorable: “Se lucha cuerpo a cuerpo en las calles de Budapest – la guarnición germano-húngara mantiene en su poder el centro de la ciudad”. “Nuremberg, bombardeado por la aviación aliada –  Lieja, Amberes y Londres, sometidos a los efectos de las armas de largo alcance”.

El 5 de enero ya se notan los cambios: Mientras parece que nada se mueve en el frente oriental, y que los alemanes resisten impertérritos los ataques soviéticos (“Se lucha día y noche en Budapest – En duros combates los rusos fueron rechazados”) ya se reconoce que en Las Ardenas el triunfo está en manos aliadas, aunque se recuerden los avances alemanes más al sur.

El 12 de enero en la contraportada de Proa “Hispanus” escribe “No coincidimos con los que opinan que la Wehrmacht está tan escasa de fuerzas que no puede formalizar sus ofensivas en el norte de Francia”.

Por entonces los comunicados de prensa aliados y alemanes se reproducen en su totalidad, pero el titular mayor (o el único titular) está extraído del alemán. Incluso en fechas tan tardías como el 8 de enero quien siguiese en exclusiva la prensa española pensaría que los alemanes seguían adelante con su ofensiva en occidente… y cuando termina, desde el 9, parecen estar a punto de reconquistar Budapest[14]. Sigue habiendo artículos de opinión  que esperan con fruición nuevas victorias alemanas, y es difícil encontrar equivalentes favorables en el otro bando, con excepción del corresponsal en Londres de Ya. En general, en este periódico los comunicados aliados (a la izquierda) aparecen en mejor posición que los alemanes (a la derecha, siempre que se refieran al frente oriental). En la página 3, las crónicas de los corresponsales extranjeros, sin embargo, suele tener preferencia “Interino” desde Berlin, siempre muy laudatorio[15], mientras Augusto Assiá, desde Londres, es aliadófilo. A fin de cuentas es corresponsal compartido con La Vanguardia.

¿De cuántos conflictos estamos hablando?

En realidad, parece que se están librando tres guerras diferentes; una de los EEUU y Reino Unido contra Japón, en la que se es decididamente prooccidental, con intentos incluso de participar a favor de los anglosajones tras la toma de Manila[16]; otra, entre los occidentales y los alemanes, en las que se intenta mostrar una opinión neutral, con la publicación de los comunicados de prensa de ambos bandos, y con sesudos artículos de opinión a favor y en contra. Y una tercera entre Alemania y la URSS, en la que los alemanes no retroceden, sino que libran heroicos y valerosos combates, y los soviéticos no hacen más que sufrir tremendas pérdidas… hasta las puertas de Berlín.

El 13 de enero marca bien claras las diferencias: todos los periódicos reproducen obedientes en su portada el retrato de Zuloaga, regalo del gobierno español al embajador saliente de los EEUU Hayes, pero mientras “Informaciones” anuncia “Grave derrota del primer ejército francés al sur de Estrasburgo”, Ya escribe en su portada “Los defensores de Budapest duramente atacados. Se agrava la situación de la guarnición…” (y siguen los comunicados alemanes) junto a “Patton ejerce gran presión en el frente de Bastogne. Continúa lentamente la progresión aliada en el saliente occidental, evacuado por el adversario.” Sólo ya en el sub-sub-titulo, se menciona que “los alemanes efectúan nuevas conquistas en Alsacia”. Los días siguientes siguen la misma tónica, aunque Ya es el único que muestra en mapas el retroceso de las líneas alemanas en occidente. Proa, desde León, es aún más triunfalista que Informaciones con avances alemanes en todos los frentes[17], lo mismo que el 14[18]. El 21 parece que los germanos son los que están a la ofensiva, e “Hispanus” en Proa recoge como realista las opiniones de que derrotarán las ofensivas soviéticas sin demasiados problemas, ya que los germanos son, ante todo, realistas, y se muestran serenos ante el despliegue soviético.

Otro ejemplo: el 23 de enero, Informaciones titula en su contraportada, como información de última hora, que “Se derrumba el frente americano al norte de Estrasburgo – El bosque de Hagenau, en manos alemanas – las tropas del Reich persiguen de cerca de las fuerzas de Eisenhower,  que se retiran hacia el Mosa”. Pero para Ya, aunque insiste en que “los alemanes rompen el frente ruso de Hungría y se acercan a Budapest”, la situación del frente occidental está muy clara: “Saint Vith está casi envuelto por los aliados – Las fuerzas alemanas evacuan gran parte del saliente de las Ardenas – Retirada norteamericana entre el Rhin y el Sarre”.

Todos los periódicos destacan la noticia de que se da mando a Himmler en el frente del este (24 enero 45)[19]. Después de todo, “prosigue el avance alemán al S de Budapest” (portada Proa) y “Se ha derrumbado el frente norteamericano entre el N de Estasburgo y los bajos Vosgos” (contraportada, de Proa). Pero en el discurso de Hitler del 30 de enero (aniversario de la toma del poder) en algunos se resume[20]. En otros se reproduce completo sin más[21]. Y en otros, se recogen en portada artículos del Doctor Goebbels[22], y nos ilustran con largos artículo laudatorios del Führer[23], lo que no quita que en el editorial del mismo periódico el día 10 se reciba con alegría la “liberación de Manila por las tropas norteamericanas”. Aún no han llegado noticias de la destrucción de la ciudad vieja de Manila y del asesinato de los españoles refugiados en la embajada[24].

En junio aparecen las primeras noticias sobre un posible juicio por crímenes de guerra de altos cargos alemanes, y se anuncia en los diarios de Madrid con bombo y platillo el estreno de la superproducción norteamericana “Guadalcanal[25]. El texto que acompaña al anuncio en El Alcázar la califica como “la epopeya moderna de la raza blanca escrita a sangre y fuego. La primera gran película norteamericana que llega a nuestras pantallas”[26].

Juicios de Belsen. Comienza el proceso de Nuremberg

Informaciones, por ejemplo, ha sido siempre más abiertamente germanófilo que lo que se atreve la prensa falangista o de propiedad pública. Su especial relación con la embajada alemana venía ya de los años anteriores a la guerra civil, e incluso ya terminado el conflicto en Europa publica noticias como “Los senegaleses saquearon Sttutgard (sic) y violaron a las mujeres”[27]. Todo un ejemplo de fidelidad a los “principios” fundacionales del periódico… desde que en 1934 su propietario se ofreciera a la embajada alemana para defender sus puntos de vista a cambio de una cifra de 3 ó 4000 pts al mes[28].Un seguimiento de los juicios de Belsen celebrados en Luneburgo (de varios de los responsables de Auschwitz, entre ellos la famosa Ilse Koch)[29] sólo lo he visto en Ya. Cuando empieza Nuremberg incluso la  muy moderada “Mundo” dedica su editorial al “peligroso precedente” que se crea con la formación del Tribunal Internacional[30]. El Alcázar, sin duda escarmentado, (acaba de reaparecer con cambio de formato) publica escuetamente las notas de agencia, pero los titulares en la prensa en general son favorables a la defensa, tanto en prensa católica de provincias (El Diario de León, El Adelantado de Segovia) como en toda la madrileña[31]. También aparecen artículos como “Bormann dirigió la persecución religiosa en Alemania”[32], pero aún hay diferencias; cuando se da a conocer el testamento de Hitler[33] el Ya lo reproduce resumido, con citas textuales, y opiniones de algunas personalidades aliadas, mientras el Alcázar simplemente lo reproduce entero, sin ningún comentario, que posiblemente han sido víctimas de la censura[34].

El resumen del juicio que merece el III Reich a los medios moderados españoles lo podemos leer en el número 336 de la revista Mundo (13 octubre de 1946). Los nuevos líderes mundiales al final han demostrado no ser gran cosa:  “El nacionalsocialismo cierra su balance con un trágico déficit de hombres de valía”. Goering era el que poseía una noción más clara u conocimiento más exacto de las posibilidades militares y económicas de Alemania. Los jefes militares y navales, Keitel y Jodl, Raeder y Doenitz, prepararon la máquina de guerra, aunque en la ejecución cumplieron a rajatabla las órdenes de Hitler. Schacht es una figura de técnico sin relieve, mientras que Ribbentrop se descubre como un diplomático insignificante y sin ninguna idea precisa. Pg. 227-228. Se destaca el “paganismo” del régimen, lo mediocre de sus mandos y sobre todo filósofos y panfletistas (Rosenberg y Streicher).

Pero nada se narra sobre las atrocidades reales.


[1] MoradiellosLa perfidia de Albión. El Gobierno británico y la guerra civil española“. Siglo XXI, 1996. pg. XVI.

[2] Tusell Gómez, Javier: Franco, España y la II guerra mundial. Temas de hoy, 1995.

[3] También en el anterior libro de Tussell. En  Franco Salgado-Araujo, Francisco: Mis conversaciones privadas con Franco, Planeta 1976. pg. 66 se muestra una opinión algo diferente del mismo Francisco Franco, expresada el 5 de enero de 1955.

[4] pp. XXIII-XXVI y 45-56. Crítica, 2002.

[5] Nada menos que articular, para un plazo de 10 años, la creación de un ejército de 150 divisiones. Recordemos que el contemporáneo y ya movilizado ejército alemán de comienzos de la SGM contaba con  148, y Francia (metrópoli y colonias) con 163.

[6] 37 pertenecen a la Prensa del Movimiento, 30 de mañana y 7 de tarde.

[7] Excepción notable, el Ya, pese a lo que diga Pizarroso siguiendo a Francisco Iglesias en su  “De la Gazeta Nueva a Canal Plus, breve historia de los medios de comunicación en España“).

[8] Alocución “Nell´acogliere” de 1945. La encíclia Summi Pontificatus, (20 octubre 1939) y la  alocución en la radio vaticana , “Nell´alba” 24 dicembre 1941, por no citar Mit brennender Sorge, de Pío XI (1937).

[9] Ejemplos “El adelantado de Segovia” xx-9-45, Diario de León. 10-9-45.

[10] Catálogo de un coleccionista: http://www.geocities.com/CapitolHill/Embassy/2517/

[11] Sucesor de Franz von Goss al frente de la propaganda alemana. Ver Viñas, op.cit. pg 178 y ss.

[12] Irujo, José María: La lista negra. Los espías nazis protegidos por Franco. Aguilar , 2003 muestra fotográficamente una de las hojas.

[13] Un total aproximado de 130 cabeceras en 1939-1945. Se ha consultado una revista privada especializada (Mundo; el discurso de Hitler en el nº 244, del 7 de enero de 1945), un periódico típico de provincias, de capital privado (El adelantado de Segovia), otro católico (Diario de León), otro falangista (Proa, también de León), Arriba, (Órgano de la Falange Española Tradicionalista y de las JONS, en Madrid), Informaciones (propiedad privada, subvencionado por la embajada alemana), Ya (propiedad de Editorial Católica, pero con un director impuesto por Serrano Súñer y especialmente progermano), y El Alcázar, propiedad de la Asociación de excombatientes, representante de la Falange no oficialista.

[14] Informaciones, Ya, Alcázar, El adelantado… de estas fechas..

[15] También hay que tener en cuenta que sus escritos debían recibir la aprobación del ministerio de Goebbels.

[16] Informaciones 20 de marzo de 1945. Alcázar  23 de marzo. Ya, Proa, 25 de marzo. El Adelantado publica citando referencias de Ya y Abc.

[17] Proa: Obenheim y Rittershofen, en poder de los alemanes – Laroche, ocupada por los aliados, que se retiran al N. De Estrasburgo . Poderoso ataque germano en el valle del Rhin. Respecto al frente ruso: “Zemely, en Hungría, ha sido ocupado por los alemanes – Tres planeadores de transporte soviéticos, capturados.

[18] Proa: El empuje enemigo ha disminuído, dicen los alemanes – Los aliados han reducido el saliente de las Ardenas –  Al sur de Erstein fue derrotado un grupo anglo-yanqui, cercado”. Fuerzas germano-húngaras rompieron el frente soviético en las vertientes de los Vertes, por varios puntos . Desde el suroeste de Gran, los alemanes se aproximan a Budapest.

[19] El Alcázar añade referencias laudatorias a Himmler, como el “organizador del huracán popular del Volkstrumm”.

[20] Ya, 31-1-45.

[21] Alcázar, 31-1-45

[22] Proa, 12 de enero, 2 de febrero de 1945.

[23] Gonzalo Rodríguez Castillo en Proa, 3 y 4 páginas, 3 de febrero de 1945.

[24] Relato detallado de los hechos en Florentino Rodao: Franco y el imperio japonés. Plaza&Janés, 2002. Las noticias aparecerán en los periódicos madrileños a partir del 20 de marzo, en provincias más tarde (ver nota 16).

[25] Guadalcanal Diary, de 1943.

[26] Alcázar, xx-xx-45.

[27] Informaciones, 30-7-45.Fuente, EFE-UP, También en Proa.

[28] Detalles de la negociación en Viñas: “Franco, Hitler y la guerra civil” Alianza 2001.

[29] Actas del juicio, en http://www.ess.uwe.ac.uk/WCC/belsenfwd.htm

[30] Mundo nº334, 29 septiembre de 1946; editorial. Se insiste en ello en el número siguiente (335, 6 octubre de 1946).

[31] Incluso el editorial del Ya 16-9-45, se manifiesta que tiene más interés el “futuro” del mundo, que no el “pasado”.

[32] Ya e Informaciones, El Alcázar, 2 octubre 1946. Nota Internacional: las sentencias, firmado por A.S. más o menos de acuerdo, sin sorprenderse de nada, de acuerdo con los anglosajones pero con la usual nota anticomunista.

[33] A quien interese la historia de la búsqueda de este documento puede leerla en “los últimos días de Hitler“, de Trevor-Roper, la última edición en Alba, 2000.

[34] Hay que tener en cuenta que no hay constancia de que se ejerciera la censura sobre el Alcázar en este punto concreto, pero sí que el periódico, propiedad de una cooperativa de excombatientes,  tenía problemas por ser demasiado “radical”.

Anuncios

5 pensamientos en “1945. La prensa española y la segunda guerra mundial

  1. Pingback: “Atrocidades cometidas por los alemanes en Polonia” por el cardenal Hlond « antirrevisionismo

  2. Soy escritor i musico i estoy escribiendo una obra sobre las charlas de los bares de la epoca del 1945 mezclado con las charlas de los bares del 2010 i con musica ,ahunque no es ningun musical.
    Si tubieseis informacion de lo que se hablaba en los bares o en otros sitios de la epoca 1945 me ayudariais mucho en lo que se trata de esta epoca ,pues de la actual tengo mucho escrito,pero tengo que compararo con epoca anterior.
    Muchas gracias por escucharme.
    Soy de La Llacuna un pueblo de la provincia de Barcelona.
    Pedro Martinez Boix

    Me gusta

  3. Pingback: Los números de 2010 « antirrevisionismo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s